Los pasos certeros de Mariángel Ruiz

Los pasos certeros de Mariángel Ruiz

pasos certeros, Mariángel Ruiz, animadora venezolana

Hace quince años fue coronada como la mujer más bella de Venezuela. Desde entonces, ha demostrado su versatilidad como actriz, animadora y, más recientemente, como emprendedora. Ruiz comparte aquí su experiencia como productora del musical Piaf, voz y delirio, que este mes se presenta en uno de los escenarios más importantes de Miami

En Caracas, como en la mayor parte del país, se vive otro día lluvioso. Se pronostican coletazos de una tormenta tropical en el Caribe que vienen a teñir de gris una ciudad ya convulsionada por el malestar ciudadano desde hace varios meses. Del otro lado del teléfono, con su tono mesurado, la animadora y productora teatral Mariángel Ruiz, comenta las claves de una fortuita pero acertada carrera en los medios, lejos de sus tiempos como aeromoza y de sus aspiraciones a convertirse en economista.

La mayor parte de sus mañanas es dedicada a una agenda profesional muy activa en el último año, pese a los complicados tiempos. “Soy muy consciente del momento que vivimos. Creo que la prioridad ahora es Venezuela, seamos consecuentes con eso, aportando lo que podamos desde nuestro quehacer, pero también como ciudadanos defendiendo lo que queremos no perder. Eso nos tiene la energía bastante absorbida a la mayoría de los venezolanos”. A finales de 2016, quien hace quince años ostentara la máxima corona de la belleza en el país, se estrenó como productora de Piaf, voz y delirio, un musical  basado en la vida de la cantante francesa Edith Piaf, interpretada por la actriz y cantante Mariaca Semprún, y escrito por Leonardo Padrón. “Era un riesgo tremendo, no teníamos la certeza de que iba a ser una obra exitosa ni que se iba a convertir en una producción comercial, lo que teníamos era fe en el proyecto y mucha ilusión de brindar un espectáculo de mucha calidad. Se requirió una gran organización para la producción de este montaje, de una puesta en escena impresionante,  se conformó un dream team maravilloso en el que no se escatimó en buscar a los mejores. El público lo agradeció tremendamente, la gente disfrutó mucho de ese momento en el que entrada en el teatro (Chacao) y por esa hora y media se olvidaban de todo lo que era nuestra realidad para vivir la vida de una leyenda, en otro contexto, en otra época, otro país, la gente de verdad sentía que estaba en Francia. Fue muy bien logrado y me trajo muchas satisfacciones, y por parte de todo el equipo quedó el aprendizaje de apostar sin temores”, afirma.

Piaf, voz y delirio tuvo una segunda temporada en marzo de este año en la misma locación y actualmente prepara presentaciones en el Colony Theater, en Miami, del 20 al 30 de julio, un trabajo que Ruiz y equipo han desarrollado con la ayuda de la productora Ximena Otero, esposa del  periodista y locutor Luis Chataing.  Algunas presentaciones serán en español y otras en inglés, aunque conservando el francés de las canciones originales, explica la animadora.

“¿Qué tomo en cuenta para cada cosa que hago? Que tenga un nivel de calidad que el público agradezca, que sea un proyecto con mucha seriedad, que haya una organización detrás o, si va comenzar de cero, sea de verdad con un equipo ideal con la planificación que se debe. Creo que es buscar ética en cada cosa, brindar lo mejor, no hacer por hacer, no estar en proyectos por engrosar la lista o porque estén hablando de ti, sino hacer las cosas a las que de verdad le tengas mucha confianza y apuesta, pasión a lo que estás haciendo y cuidar que cada paso público sea lo mejor posible”, asevera.

De bajo perfil

Segura e independiente se describe al recordarse niña. Las reuniones de una unida y numerosa familia no faltaron en una infancia que transcurrió entre su natal San Juan de los Morros, en Guárico, y la ciudad de Maracay, donde vivió desde los seis años de edad. “Fue un infancia distinta a la que viven nuestros hijos, era de cierta manera mucho más libre, donde había más tranquilidad, más seguridad para salir y jugar en la calle; nos tocó la última época tranquila del país”. Lejos de ser la niña “robashow” que con frecuencia demostrara dotes artísticas, Ruiz prefería estudiar, cocinar, hacer manualidades o preparar recetas. “Era normal. No puedo decir que desde jovencita soñé con estar en los medios de comunicación, todo se fue dando… pero aunque no estaba en los planes desde pequeña o cuando me gradué de bachiller, creo que era mi destino, eso sí”.

Pese a su casi metro ochenta de estatura, no es de hacerse notar por donde va. Su bajo perfil, tanto en lo personal como en lo profesional es reflejo de su personalidad, asevera. “Una de las frases más sabias y que más se adapta a mi manera de ser se la escuché a unas de mis productoras de Portada’s, Edith Valerio, cuando dijo que ella ‘amaba su bajo perfil’; eso me hizo ‘clic’ y creo que dentro del medio en el que trabajo, que es tan público, me mantengo así. Pienso que eso me ha ayudado a dar estos pasos y a mantenerme con mucha seriedad en lo que hago”, enfatiza.

Desde muy joven, su rostro se empezó a reconocer en diversos certámenes de belleza en lo que participó impulsada por una agencia de modelaje a la que asistía en Maracay. Al Miss Venezuela llegó a través de un casting y se coronó en 2002  como la mujer más bonita, para luego participar en el Miss Universo donde obtuvo el virreinato. Y aunque desde hace cinco años conduce el certamen de belleza más importante del país, del modelaje y todo lo relacionado a los concursos sólo quedan gratos recuerdos y aprendizajes que, asegura, le permitieron alcanzar otras etapas, como la actuación, en la que incursionó con breves interpretaciones hasta protagonizar el dramático La viuda joven, proyecto que sucedió a su participación en el magazine matutino Portada’s que coanimó durante seis años, además de su cita anual con el Miss Venezuela desde 2012 y la antesala al concurso La magia de ser Miss, donde semanalmente se conoce un poco más de la personalidad de las candidatas. Se confiesa atraída por la energía de la radio, y recientemente ha participado como invitada en varios programas de Onda La Superestación. “Me siento cómoda con todo lo que he venido haciendo, pero también creo mucho en la evolución, en no encasillarte en lo mismo todos los años, atreverse a hacer cosas distintas y otras dejárselas un poquito a otras personas, creo que uno no puede apoderarse de los espacios. Estoy abierta a evolucionar”, afirmó.

“Como madre, trato de inculcarle a mi niña la constancia y la disciplina. Las cosas llevan su tiempo y todo requiere esfuerzo  y preparación, nada es tan improvisado como pareciera. Cuando eres niño piensas que todo el mundo llegó donde llegó de un momento a otro, y es importante inculcarles desde pequeños que todo requiere de un trabajo paso a paso”


Playlist bajo el sol

Varios meses de reuniones, bocetos e ideas junto a su amiga de infancia y directora de la marca Donna Kuin, Vanessa Sánchez, dieron vida a la línea de traje de baños Playlist, dedicada a varios de los máximos exponentes de la música en el mundo como Bob Marley, Los Beatles, Amy Winehouse, Celia Cruz y el venezolano Simón Díaz. “Ha sido una experiencia muy agradable para mí, que además me ha sorprendido un poco,  porque en medio de un panorama tan difícil como en el que estamos viviendo, la gente ha respondido muy bien con las piezas”. Aún no hay planes, pero la animadora asegura que quiere explorar en la propuesta de piezas distintas en el diseño venezolano. La línea Playlist está disponible a través de la página web www.donnakuin.com, e incluso se pueden hacer pedidos desde otros países. En Instagram: @donnakuin.


Piensa rápido

¿Un defecto confesable?  Tengo un montón. Soy terca, por ejemplo.

¿Un sitio para desconectarse? Tiene que ser uno donde no haya señal. Del resto, uno está superconectado siempre.

¿Un hábito antes de dormir? Tratar de ir a la cama temprano.

¿Su mayor temor? Perder la vida de una manera anticipada.

¿Un truco para estar siempre perfecta? La sencillez.

¿La virtud que más aprecia? Admiro mucho a la gente entusiasta.

¿Y lo que más le disgusta de otros?  El egocentrismo.

En Instagram: @mariangelruiztorrealba

Fuente El Nacional

pasos certeros, Mariángel Ruiz, animadora venezolana