Four Hands Cooking: amasando la felicidad

Four Hands Cooking: amasando la felicidad

Four Hands Cooking, amasando, felicidad, gastronomía, emprendedores venezolanos

Cuatro manos se empeñan en diversificar lo mejor del mundo gastronómico. Desde panadería, pastelería, repostería y cocina, María Belén Fagundez y Néstor Cárdenas dedican sus talentos al mismo norte: Four Hands Cooking, un emprendimiento que exuda creatividad, sabor y alegría

María Belén es traductora y Néstor, publicista. Ambos escogieron el camino de la cocina por razones distintas, pero el efecto satisfactorio que provocó el oficio en ellos, terminó por ser el mismo. En Four Hands Cooking hacen lo que muchos tienen miedo de elaborar por cuestiones económicas o por temor a lo desconocido. Sin embargo, este equipo se dedica a cuatro manos a elaborar productos que van desde panes hechos bajo fórmula propia, pastelería de todo tipo, repostería y cocina. El pan, dicen ambos, es su mayor logro, pues es el resultado de estudios y prácticas creadas a partir de recetas propias que además de ser originales, tienen mucho ingenio y equilibrio.

“La gran diferencia que nosotros aportamos son nuestros panes, ya que no agarramos fórmulas de libros ni academia y eso es un fuerte”.

Los panes estrella de este emprendimiento son el pan de chicharrón y el de ají amarillo. También el hojaldre que prepara Néstor es muy solicitado ya que no invierte el tiempo en sustituir los ingredientes, lo que garantiza la calidad y originalidad de la masa, siendo así uno de los productos con más demanda. Lo mismo sucede con las bombas y los profiteroles, la parte dulce que toma el primer puesto en este proyecto desde sus inicios.

FourHands-6

Lo más interesante de Four Hands Cooking, además de sus productos, son las clases que imparten. De hecho este proyecto comenzó como un espacio dedicado a cursos y clases de panadería, repostería, pastelería y cocina. Con el tiempo mutó a un cambote de productos puestos en la mesa para degustar con felicidad.

María Belén cuenta que al principio, no tenían intenciones de diversificarse como lo han hecho hasta ahora, pero por cosas del destino, la vida le demostró que no debía limitar sus escenarios y a partir de un giro inesperado, decidió hacer lo que realmente le apasionaba: Yo soy licenciada en traducción de inglés y alemán de la UCV. Hice tres postgrados y en el último, me diagnosticaron cáncer metastásico de mama y ganglio. Eso me hizo entender lo fugaz que puede ser la vida, por eso decidí hacer puras cosas que me gustaran y una de esas era la panadería”. Cuenta Belén, quien asegura que en la vida, debemos hacer solo lo que nos gusta.

Para María Belén, ser panadera y cocinera siempre fue algo que hizo como un hobbie, creía que no podía tomarse en serio tal oficio y por eso nunca se abocó por completo a este. Ya había hecho cursos de panadería en el IEPAN y luego de su diagnóstico, pensó que era un buen momento para retomar la práctica y realizó el mismo curso pero en el GAPP. Ahí fue cuando conoció a Néstor, su socio en este proyecto.

“En ese momento Néstor era profesor de panadería en el GAPP y me habían comentado que era el mejor. Al final me gustaron tanto sus clases que decidí hacer el curso de pastelería y tiempo después terminé como su pasante”, recuerda Belén.

Fue con esa pasantía que decidieron hacer Four Hands Cooking y ahora, no hay quien los pare.

FourHandsCooking--sha-8

Por su parte, Néstor sufrió un cambio drástico en su vida gracias a los conflictos del país. Él trabajaba como publicista en PDVSA y luego del paro en 2003, tuvo que virar su rumbo y terminó por hacer lo que más le gustaba: cocinar. Por eso, estudió panadería, repostería y pastelería. Con el pasar del tiempo, lo contrataron como profesor de cocina, panadería y pastelería en el GAPP, donde conoció a María Belén.

“En el GAPP estuve 10 años impartiendo clases. Ahora estoy en Mariano Moreno como chef y profesor”, dice Néstor

Esta marca es un nacimiento bienaventurado en nuestra ciudad, apenas tienen un año de haber iniciado actividades y ya son una promesa ambiciosa que ofrecen variados productos, cursos y encargos. El servicio se les da de maravilla y están abiertos a escuchar las necesidades de sus clientes que cada vez crecen más.

Ofrecen caterings, cursos personalizados, servicios de comida para eventos diferentes, encargos de pastelería, cocina, panadería y repostería. Desde particulares a restaurantes, están dispuestos a ofrecer un servicio especial para cada tipo de requerimiento. “Hemos hecho hasta cursos pequeños de cocina en fiestas y hasta en una pedida de mano”, comenta risueña María.

En pastelería, el fuerte son los encargos de postres tradicionales, ya que buscan satisfacer todo lo que ya no logran hacer las pastelerías por razones de insumo. Vale acotar que los ingredientes son fieles protagonistas del producto que realizan, ya que si la receta del hojaldre es con mantequilla (y no margarina) pues es exactamente lo que harán. “En eso sí somos muy empecinados, ya que ha sido nuestra bandera desde un inicio con los postres”, comenta el equipo.

FourHandsCooking--sha-3

Desde mousses, tortas frías, profiteroles, hojaldres, entre otros, quieren llenar los espacios vacíos que ha dejado la crisis debido a la falta de ingredientes. En panadería buscan crear nuevos diseños, siendo así la parte más flexible de sus productos, aseguran los dos.

Contrario a la pastelería, en panadería sí formulamos nuestros propios diseños. Por eso nos divertimos con los ingredientes.

Actualmente en los cursos trabajan con un mínimo de ocho personas y nunca llegan a más de 14. Estas pueden ser clases dirigidas a personas que solicitan un tema particular, hasta cursos ofrecidos por María Belén y Néstor, siendo así una increíble ventaja para aquellos que deseen un servicio mucho más individual.

Para los emprendedores, dedicarse en este proyecto les ha enseñado mucho sobre el trabajo en equipo y, aunque ha sido un camino largo, lo más importante siempre será el conocimiento adquirido y la calidad de los productos, que hasta ahora ha sido el estandarte para ellos.

“Para hacer esto tienes que tener pasión, por supuesto. Pero más allá de eso, es conocer bien tu producto, la historia y la razón de ser. Uno no puede ir por la vida sin conocer lo que hace. Por eso siempre buscamos por qué un postre lleva tal nombre o cómo nació”.

Para Belén, más que un plus, es de donde proviene la verdadera magia del trabajo y la búsqueda de conocimiento continuo les permite gozar mucho más lo que preparan en la cocina. La vida puede dar mil vueltas, pero mejor conocer cada una de ellas.

Coordenadas Four Hands Cooking

  • Instagram: @fourhandscooking
  • Teléfono: 4242092799
  • Correo: fourhandscooking@gmail.com

www.fourhandscooking.wixsite.com/4handscooking

*Para encargos se recomienda solicitarlos con tres días de anticipación 

Fuente El Estímulo

Four Hands Cooking, amasando, felicidad, gastronomía, emprendedores venezolanos